Francia sufre por contaminación producida por el ozono

Debido a las muy altas temperaturas en Francia (hasta 40 grados), los límites de ozono están siendo claramente superados. Se sabe que el ozono actúa como un contaminante secundario ya que se origina por la combinación de óxidos de nitrógeno, monóxido de carbono, combinado con una fuerte radiación solar. Las temperaturas deberían bajar de nuevo el viernes. Hasta entonces, la velocidad de conducción va a ser reducida. Otro tipo de limitaciones al tráfico podrían ser aplicadas utilizando las categorías establecidas por la viñeta Crit'Air si la situación no mejora.